De la Espriella será denunciado por la oposición tras tildarlos de “bandoleros”

El abogado Abelardo De la Espriella anunció en una columna que publicó hace una semana que las denuncias y quejas disciplinarias en contra de los congresistas de oposición que asistieron al Capitolio Nacional en plena cuarentena, ya estaban en marcha ante la Corte Suprema de Justicia y la Comisión de Ética de la Cámara de Representantes.

No obstante, los legisladores María José Pizarro, Inti Asprilla, Katherine Miranda, David Racero y León Fredy Muñoz le dieron poder al jurista Miguel Ángel del Río para que procediera judicialmente en contra de la firma de De la Espriella y del congresista Edwin Ballesteros, del Centro Democrático.

Miguel aseguró que esta “andanada jurídica” viene supuestamente desde el Gobierno Nacional para “evitar” que se realice control político desde el Congreso.

“(…) Se recusará al representante Ballesteros con ocasión de su posición como presidente del Comité Ético, porque se encuentra impedido, ya que no puede ser juez y parte, entendiendo que él mismo radicó una propuesta para declarar ilegal la presencia física de los representantes en el recinto”, explicó el abogado.

“Pedazo de badulaque”: Juanpis no se resistió a parodiar a Dávila y su pelea con Hassan Nassar

Asimismo, dijo que habían visto el mensaje en redes sociales del representante Edwin donde informaba que ya había recibido la queja disciplinaria y le daría trámite prioritario.

“(…) Y eso no es más que una notificación de que habrá una sanción disciplinaria en contra de ellos”, manifestó Del Río.

De igual manera el abogado recusará a los representantes a la Cámara que votaron positivamente a la proposición que no permitía la asistencia al Congreso.

“(…) Porque quienes hacen parte del Comité de Ética tendrán a su cargo también la investigación sobre las conductas cometidas por los congresistas y no tiene ningún sentido jurídico que un representante que votó para negarse a las sesiones presenciales, sea investigador de los parlamentarios que votaron a favor”, explicó.

Toda esta información será enviada al alto tribunal, por lo que acusaron de “denuncia temeraria” la interpuesta por la oficina de Abelardo porque, según el jurista, “carece de soporte jurídico”.

“(…) El decreto 491 establece cuándo el Congreso podrá acudir presencialmente. Una de estas es que si no se puede ejercer control político de manera virtual, deberá hacerlo presencialmente”, dijo.

Finalmente anunció denuncias en contra de De la Espriella por el delito de injuria porque llamó a los congresistas “bandoleros”; además, interpondrán denuncia contra el abogado Hollman Ibáñez por el delito de falsa denuncia.

“(…) Pues los sustentos jurídicos para denunciar a los representantes, son temerarios. Ante el Consejo Superior de la Judicatura, se presento una queja disciplinaria para que se investigue por qué se interponen denuncias sin fundamento, utilizando un sesgo político”, manifestó Miguel Ángel.

Fuente consultada: Caracol Radio.


Noticias relacionadas

Comentarios